mezcadesierto

Soy la tierra fértil, esa tierra fértil que eres tú. Cultívate y transformaré tu voluntad en fruto… pero cuidado: abandónate, y te abandonaré. Soy generoso, pero exigente: un desierto no florece con tan sólo desearlo.