Cada uno de nosotros es un proceso dinámico

de una conciencia inmortal que se revela

en su ser de carne y hueso.

Este despertar confiere a cada persona

el sentido de su totalidad,

la conciencia de hallarse en armonía

con la vida y formar parte del universo.

Patrick Drouot