En el 68 se sembro en Tierra Sagrada una semilla de Consciencia Planetaria que eclipsó la carcel de la razón.

Un símbolo como el del águila y la serpiente es mucho mas que un escudo nacional, es nuestra Mision y Destino.

Durante siglos la serpiente habia usurpado el papel del águila, nos obligaba a arrastrarnos en vez de volar.

México es el lugar donde náce la Raza Cósmica, este suceso, imposible de ver desde la carcel de la razón, se dá en el corazón de cada Mexicano.

Somos el Aguila que devora a la Serpiente y se hecha a volar.

SOMOS LA SERPIENTE EMPLUMADA QUE SUBE AL CIELO

Creer es Crear