ALMA: Principio sutil entre el cuerpo físico y el espiritual. Este mediador plástico es el Segundo plano o dominio, los ocultistas lo denominan el Cuerpo Astral (el plano astral es aquella parte que une al espíritu con la materia). Es el principio material más elevado, el cuerpo etéreo que se construye el espíritu con los fluidos cósmicos que unen a los astros (planetas); de ahí su denominación Astral.

El alma es algo así como el asiento de la inconsciencia, donde son retenidas todas las pasiones del ser. Está naturalmente bajo la dirección del Espíritu que es siempre la parte más elevada de la individualidad. Por encima del astral, el cuerpo psíquico o alma intelectual, es el principio característico del ser humano; se encuentra en las circunvoluciones del cerebro.

No obstante, cada plano tiene sus subdivisiones, y algunas personas, más altamente dotadas, poseen un tipo de alma superior -la moral o alma espiritual- que pertenece a un grado más alto que el alma intelectual, que a su vez está por encima del alma animal (plano astral inferior). Más arriba y muy por encima de todos estos principios activos está el Germen Divino, que puede ser desarrollado y conducido directamente al paraíso o Nirvana, estado que significa la absorción en lo Divino, lo que se denomina Alma Divina (Espíritu Santo) o Atma.

 Podríamos decir que el cuerpo físico es el vehículo, que el astral es como el caballo, pero el cochero tiene que ser el espíritu. Aunque el cuerpo físico (Sthusa-Sharira), o como lo llaman los teósofos rupa o sea la forma, es fácil de ser comprendido, las demás formas del ser humano son más subjetivas en el sentido corriente de las cosas. Debemos darnos cuenta que el hombre tiene tres cuerpos: físico, astral y divino, que igualmente se llaman material, fluídico y psíquico.

También pueden describirse como plano carnal (mundo físico), plano etéreo (mundo astral) y plano intelectual (mundo superior). La gran dificultad consiste en distinguir los límites de cada uno de ellos, y en vista de las diversas teorías y conceptos y de las múltiples divisiones (espíritu, peri-espíritu, alma, cuerpo astral, dominio, grado, plano doble, cordón ódico, fuerza etérea, etc.), el problema se hace complejo e incierto para abordarse.

 Espíritu es la Chispa Divina, emanada de la Eterna Esencia de la creación, de la omnisciencia a la cual vuelve después de numerosas evoluciones.😉😉