Hay que sumergirse totalmente en el Océano de la Verdad para diluir la personalidad en el conocimiento absoluto y no a medias con vacilación!

 El tiempo de adorar sin conocer ya pasó; hay que estudiar primero y esto implica una búsqueda, además de una disciplina en la manera de vivir.

 SABER: La Verdad del Misterio, la Verdad de la Vida, la Verdad en el Espíritu visible, que es visible por la Gravitación Universal.

 QUERER: La Justicia, mediante el sacrificio, para la armonía y el progreso de la libertad.

 OSAR: En razón de la Fe absoluta, en el equilibrio del cuerpo modificable por la ponderación.

 CALLAR: Sobre la realidad del Dogma, acción del Alma perfectible por el antagonismo

 SABER: Corresponde a la cabeza del hombre, es la Inteligencia.

QUERER: Está simbolizado por el cuerpo del toro, es el Trabajo.

OSAR: Equivale al león que personifica la Fogosidad.

CALLAR: Está simbolizado por las alas del águila que caracteriza la Alta Filosofía.

———————

SABER la realidad del misterio de la crucifixión, QUERER seguir en Su enseñanza e integrarse en el plano de una Ley que El mismo vino a encarnar, OSAR seguir su ejemplo con el mismo objetivo y preparar a la Nueva Era con esa misma acción demasiado desconocida, y CALLAR sobre la verdadera finalidad que la humanidad no está preparada para aceptar, como sobre la Iniciación que El mismo dio con tanta prudencia.

PAX