Cual es el medicamento que ha curado más?

Fármacos siempre ha habido, pero muchos no eran ni seguros ni eficaces, porque el protagonista de la historia de la farmacia no es el medicamento, sino el deseo de sanar. Por eso los medicamentos han ido cambiando.

¿Queda alguno de hace 500 años?

De la Concordia de Barcelona (1511) –segundo tratado de farmacopea de la historia– sólo quedan las plantas medicinales. Y de hace un siglo, la aspirina, que tiene riesgo: es un ácido y puede causar hemorragias.

¿Tan malos eran aquellos fármacos?

Cuando no existe un medicamento, el hombre se lo inventa: cure o no. Y algunos causaban más víctimas que curaciones. A mí me fascina, por ejemplo, el emplasto de Paracelso para heridas de espada: se aplicaba sobre la espada y no sobre la herida.

Magia simpática.

En ella lo similar produce lo similar y las sustancias en contacto se contagian propiedades. Además, creían en otra relación igual de falsa, pero más lucrativa: cuanto más caro y escaso es el remedio, más efectivo.

*Exposición de la Concordia farmacéutica: Han sido cinco siglos en los que la humanidad se ha negado a aceptar que sus males no tengan remedio: “Son la prueba de que la razón nunca ha podido más que el deseo de curarse; y de que el ser humano, por muy racional que llegue a ser, nunca dejará de estar influido por las reglas del pensamiento mágico, aunque a veces lo ignore”.

Juan Esteva de Sagrera