El uso de psicodélicos ha traído a muchas personas a confrontar la pregunta: Quiero alterar mi conciencia? Quiero examinar lo que siempre creí ser las bases de mi mundo mental?  Y ver si no es de casualidad solo el primer nivel de algo mucho más profundo. Si tan solo todos pudiéramos entrar en contacto con estos profundos niveles, a través de música, comunidad y psicodélicos disolventes de barreras encontraríamos la fuente perdida de la felicidad humana. Y de esto es de lo que se trata un chaman, restaurando la fuente perdida de la felicidad humana, guiando a las personas lejos de lo trivial y de regreso a la sabiduría del cuerpo y la comunidad. Y preguntarían; Y que hacer respecto a las víctimas que se van sucediendo y como responder a eso? La respuesta es: debemos educarnos a nosotros mismos. Debemos explicarles a las personas y otorgarles un nuevo lenguaje para hablar de sustancias y alteración de conciencia. La palabra “Drogas ha sido tan envenenada por el “sistema” que significa todo desde Aspirina hasta Heroína a LSD. Necesitamos Educarnos a nosotros y a nuestros niños sobre lo que realmente son las drogas y sobre lo que hacen. La aproximación actual (la cual consiste en rechazar todas las drogas excepto aquellas que soportan grandes industrias) ha fallado. Así que necesitamos decir: “La heroína hace esto, Psilocibina hace esto, Éxtasis Esto”. De la misma manera en la que (espero) hemos educado a nuestros niños acerca de sus opciones y oportunidades sexuales necesitamos elevar la calidad de discusión en el área de drogas, EDUCAR A LAS PERSONAS y entonces no tendremos victimas o vidas arruinadas o vidas de baja conciencia.

Absolutamente todas las drogas deberían de ser legalizadas en Occidente, tenemos el documento primario de nuestra unión, la cual garantiza la Vida, Libertad y la búsqueda de la Felicidad. Ahora si la búsqueda de la felicidad no significa el hecho de auto experimentar con sustancias en nuestra propia conciencia entonces debe ser totalmente insignificante, así que veo el asunto psicodélico como parte de la gran marcha hacia la libertad humana, la cual tiene señales históricas como la abolición de la esclavitud, el derecho al voto de las mujeres, la inclusión de personas de raza negra en los procesos democráticos y el establecimiento del DERECHO UNIVERSAL de las personas de tomar sustancias para alterar sus conciencias. Todo es acerca de la marcha triunfal hacia una sociedad donde la dignidad del individuo es siempre el primer valor en ser honrado.

No queremos ser gobernados por los miedos del fundamentalismo cristiano, o la superficialidad del cientifismo o el triste vacío espiritual del materialismo. Queremos primero conectarnos con nuestros cuerpos y a través de nuestros cuerpos con el planeta. Y esto es de lo que la música rave, alucinógenos, plantas sicodélicas y el chamanismo se trata. Y gracias a Dios que así sea, porque hemos entrado a la cuenta regresiva del Apocalipsis; si no encontramos nuestro centro espiritual y establecemos una ruta fuera de la tormenta de la Historia que la ciencia ha desbordado, entonces no habrá mundo que heredarles a nuestros nietos.

Si tomas una planta que ha sido utilizada por seres humanos por miles de años, entonces tienes tus datos de investigación médica, tienes tu muestra de exposición en humanos. Si ha sido tomada por miles de años por hombres, mujeres y niños como es el caso de los hongos en México, entonces ya sabemos que no causa tumores o ceguera o infertilidad. En cambio con drogas de laboratorio, incluso puras, no sabemos con certeza los efectos a largo plazo; Y aparte en términos prácticos tenemos que agregar que los Químicos clandestinos en muchas ocasiones no son tan competentes como pudieran serlo, o no son tan cuidadosos como deberían serlo. Y resulta que obtienes un compuesto inferior de una sustancia que para empezar era de aplicación dudosa. Yo creo que para trabajo profundo, para trabajo duradero son las plantas y alucinógenos tradicionales utilizados por los chamanes las cuales nos llevan a aguas realmente profundas. En la otra mano, ciertamente por siglos todo tipo de químicos han sido utilizados para aceitar el flujo de la interacción socia y para convivir y en fiesta básicamente y no tengo problema con eso. Pero eso es un asunto completamente diferente al uso profundo de estas cosas para propósitos chamánicos o espirituales